La Junta Fiscal y el Gobierno de Puerto Rico escenifican una aproximación

El Gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rossello (i) el miembro de la Junta, Arthur Gonzalez (c) y el Presidente de la Junta Jose Carrion (d). EFE/Archivo

San Juan, 16 may (EFEUSA).- El gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rosselló, mantuvo hoy una reunión con el presidente de la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) en lo que pareciera una nueva ola de diálogo con la JSF y un nuevo intento de acercar posiciones tras el enfrentamiento público que reinaba entre ambas instituciones en los últimos meses.

El secretario de Asuntos Públicos y Política Pública de la isla, Ramón Rosario, informó que el gobernador sostuvo una reunión hoy a las siete de la mañana en la sede del ejecutivo en el Viejo San Juan, con el presidente de la JSF, José Carrión.

Además, explicó que el primer ejecutivo viajará mañana a Nueva York para reunirse con los miembros de la JSF.

“El gobernador ha convocado una sesión permanente de diálogo con la JSF y hoy se efectuó la segunda reunión con ese propósito. Durante el día de ayer, hasta altas horas de noche, el gobernador estuvo en conversaciones con varios miembros de la JSF”, sostuvo Rosario.

El titular de Asuntos Públicos indicó que para el gobernador es prioridad buscar alternativas para “resolver el tranque” entre el gobierno de la isla y la JSF.

“Lo importante de este diálogo continuo serán las soluciones y la protección de los más vulnerables. Durante el día de mañana el gobernador estará en Nueva York para continuar con las conversaciones y buscar soluciones a los retos que enfrenta Puerto Rico”, agregó.

Rosario Cortés opinó que “nos encontramos en un momento crítico y de incertidumbre”.

“Este ambiente atenta contra nuestro progreso y contra la estabilidad de cada sector de nuestra sociedad, por eso el gobernador está enfocando todos sus esfuerzos en lograr resultados y en evitar que el futuro de Puerto Rico esté sujeto a una determinación judicial que podría afectar a nuestros retirados y a nuestros empleados públicos y privados y que pondría en riesgo medidas de beneficio para los puertorriqueños como el nuevo modelo contributivo y otras inversiones para el desarrollo económico de nuestra isla”, indicó.

A través de su cuenta oficial en la red social twitter, el propio gobernador indicó hoy que tal y como adelantó ayer “continuamos el diálogo permanente con la Junta de Supervisión Fiscal para lograr soluciones que beneficien al pueblo”.

“El objetivo: lograr un presupuesto en consenso para evitar medidas que afecten a los más vulnerables”, agregó.

En este sentido, adelantó que hoy también sostendrá una reunión con los presidentes legislativos y mencionó su viaje a Nueva York para “continuar el diálogo con la Junta de Supervisión Fiscal”.

Tras varios meses de posiciones enfrentadas, antes de ayer

La primera escenificación del intento de acercamiento se produjo este lunes.

A las seis de la tarde el presidente de la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) y el gobernador de Puerto Rico se reunieron con el objetivo de acercar posiciones.

El secretario de Asuntos Públicos informó tras la reunión en una breve conferencia de prensa de que el encuentro sirvió “para abrir un canal de diálogo” entre las partes.

La reunión, de poco más de 30 minutos, contó con la presencia de los titulares del Senado, Thomas Rivera Schatz, y la Cámara de Representantes, Carlos Méndez, quienes hoy no han estado presentes en el encuentro de hoy.

Rosario destacó que los presidentes de las cámaras legislativas y el gobernador le expusieron este lunes a Carrión sus puntos de acuerdo y los de desacuerdo.

Hasta la semana pasada, el enfrentamiento era el tono habitual.

Entonces la directora ejecutiva de la JSF, Natalie Jaresko, comunicó por carta a Rosselló que el presupuesto del Gobierno para el año fiscal 2019, que fue entregado el 4 de mayo, no cumplía con el nuevo Plan Fiscal para Puerto Rico aprobado el pasado 19 de abril.

Dijo que el presupuesto sometido por el Ejecutivo no era acorde con los requisitos establecidos por la JSF en la correspondencia mantenida con el gobernador.

Tras la primera reunión del lunes, el presidente de la Cámara de Representantes subrayó que en la reunión se observó “buen ánimo”, además de asegurar que se ha entrado en una “fase de distensión”, aunque insistió en que la política pública de Puerto Rico está en manos del Gobierno y las cámaras legislativas.

“Se abrieron canales de comunicación”, dijo en tono positivo Méndez.

Rivera Schatz indicó por su parte que durante el breve encuentro con Carrión se solicitó información, tras matizar que “no se va a ceder en nada” en relación a los puntos más importantes como reforma laboral y pensiones.

Señal de que las cosas han pegado un pequeño giro es el hecho de que ayer la JSF para Puerto Rico anunció que concedió la solicitud del Gobierno de la isla de extender el plazo para someter revisiones al presupuesto del ejecutivo para el año fiscal 2019 hasta el 18 de mayo.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion