Corte bloquea el cese de la política de fronteras abiertas de Biden

Corte bloquea el cese de la política de fronteras abiertas de Biden

Un juez federal de Estados Unidos impidió temporalmente este lunes que el presidente Joe Biden ponga fin a una política que permitía al gobierno expulsar rápidamente a migrantes en la frontera sur durante la pandemia.

(Lea aquí: ‘El Hueco’ hacia Estados Unidos, más peligroso que nunca)

El gobierno de Biden estaba en camino de levantar el 23 de mayo la medida, conocida como Título 42; una decisión indignó a los republicanos y a muchos demócratas, así como a los defensores de controles fronterizos más estrictos.

Una corte distrital de Luisiana dijo, después de una videoconferencia con abogados, que había «anunciado su intención de conceder la moción» originalmente presentada por Missouri, Luisiana y Arizona para suspender la terminación.

«Las partes consultarán sobre los términos específicos que debe contener la Orden de Restricción Temporal e intentarán llegar a un acuerdo», dijo en el fallo.

La orden impide a la administración tomar cualquier acción antes de una audiencia el 13 de mayo para determinar si el Título 42 puede ser levantado.

Los tres estados republicanos que interpusieron la demanda -a la que luego se sumaron otros 18- celebraron una victoria que esperan que frene el flujo sin precedentes de migrantes previsto por los funcionarios de Seguridad Nacional.

«Esta es una gran victoria para la seguridad fronteriza, pero la lucha continúa», dijo Eric Schmitt, fiscal general de Missouri. Su par de Arizona, Mark Brnovic, dijo en un tuit que estaba «muy orgulloso» de los abogados de su administración.

(Le puede interesar: Colombia bate récord de migración ilegal hacia Estados Unidos)

«Continuaremos luchando contra las políticas de fronteras abiertas del gobierno de Biden», dijo. La demanda fue interpuesta después de que la Casa Blanca anunció a comienzos de abril que levantaría la medida tras meses de presión de defensores de migrantes, que dijeron que negaba a las personas el derecho a pedir asilo.

Migrantes centroamericanos esperan frente al refugio de la Sagrada Familia al tren de carga llamado La Bestia, en un intento de llegar a la frontera con Estados Unidos, en Apizaco (México).

Foto:

Pedro Pardo. AFP

‘Calamidad autoinflingida’

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), el máximo organismo sanitario estadounidense, dijeron que la medida «ya no era necesaria» debido a «una disponibilidad incrementada de herramientas para combatir el covid-19».

Promulgada al principio de la pandemia en marzo de 2020 bajo el gobierno del entonces presidente Donald Trump, la medida requería que agentes fronterizos rechazaran a quien cruzara ilegalmente a Estados Unidos.

Desde entonces, se ordenaron 1,7 millones de expulsiones de inmigrantes. Los republicanos, respaldados por muchos demócratas de estados fronterizos que buscan la reelección en las elecciones de medio término de noviembre, advirtieron que abandonar el Título 42 exacerbaría lo que describen como una crisis migratoria.

(En otras noticias: EE. UU. acelera expulsión de colombianos detenidos en frontera)

«Esta demanda desafía una calamidad inminente, causada por el hombre y autoinfligida: la eliminación abrupta de la única válvula de seguridad que impide que las desastrosas políticas fronterizas de este gobierno se conviertan en un caos y una catástrofe», dice la demanda.

El líder de la mayoría demócrata del Senado, Dick Durbin, que preside el comité judicial, dijo a los republicanos en una carta el lunes que pidió a la Casa Blanca una sesión informativa reservada sobre los posibles efectos de la eliminación del
Título 42.

«El estatus de la orden de salud pública del Título 42 de los CDC -que no es una autoridad para hacer cumplir la ley de inmigración- no absuelve al Senado de nuestra responsabilidad de actuar sobre de reforma migratoria que se necesita desde hace mucho tiempo», dijo.

Mientras deliberaba el tribunal, nueve congresistas republicanos recorrían una sección de la frontera, para mantener la presión sobre Biden.

«Esto ya no se trata de partidos, se trata de personas. En esta crisis, el mundo de todos está al revés», dijo el congresista republicano Tony Gonzales, cuyo distrito se extiende desde San Antonio hasta El Paso.

AFP