Dos ventajas y una desventaja de vender tu piso a un iBuyer

Dos ventajas y una desventaja de vender tu piso a un iBuyer

¿Qué propietario no sueña con vender su casa en poco tiempo y sin hacer trámites ni papeleo? Los iBuyers entendieron esta necesidad y es por eso que desarrollaron su modelo de negocio, donde compran las casas directamente a los propietarios en pocos días. Los expertos del comparador financiero e inmobiliario HelpMyCash.com explican cuáles son las ventajas y las desventajas de vender un piso a un iBuyer.

Los iBuyers hacen una propuesta de compra en pocos días. Así, si la vivienda cumple con determinados requisitos, como encontrarse en Barcelona, Madrid, Valencia, Málaga, Sevilla, Zaragoza o Bilbao, el propietario puede contactar con una de estas empresassin compromiso para que le hagan una oferta.

El procedimiento es bastante simple. Tal como explican desde HelpMyCash, tras haber completado un formulario en la web, un experto se pone en contacto telefónicamente con el propietario para evaluar algunas características específicas de la vivienda. Si todo va bien, en menos de 48 horas hacen una oferta de compra, que el propietario puede aceptar o rechazar.

Si la acepta, lo que sigue es una visita presencial, donde un experto constata in situ las condiciones del inmueble. Posteriormente, el propietario recibe una propuesta de compra definitiva. Además, no tiene que esperar a que el comprador consiga su hipoteca: el iBuyer compra directamente y al contado, sin intermediarios. Por lo que en pocos días habrá firmado la escritura.

Cédula de habitabilidad, certificado energético, contratos inmobiliarios… Son muchos los trámites que forman parte de una compraventa. Pero todos ellos se evitarían si el propietario decidiera contactar con un iBuyer. Y es que estas empresas se encargan de todas las gestiones y reducen así la carga y el estrés para el vendedor.

Además, vender la casa a una de estas empresas implica llevar a cabo una única visita: la del experto que verifica la vivienda. Por lo que el propietario ahorra tiempo y energía por no tener que recibir a compradores curiosos, ni verse obligado a ambientar y poner a punto la vivienda.

«Es importante destacar que los iBuyers son una buena alternativa para quienes quieren vender de forma fácil y rápida», explican los expertos. Pero los precios que ofrecen por las viviendas son inferiores a los de mercado. Así y todo, desde HelpMyCash aconsejan pedir una oferta para evaluar con datos reales si conviene o no vender la propiedad a una de estas empresas.

«Es interesante que los propietarios pidan una oferta a un iBuyer antes de poner el piso a la venta. Así pueden evaluar los costes y beneficios de vender en tiempo récord y sin papeleos. Si la oferta los compensa, ¡bien! Cerrarán la operación en pocos días. Si no, siempre pueden pasar al siguiente paso y contratar una inmobiliaria o publicar el inmueble en los portales por su cuenta», concluyen.