El presidente checo, Milos Zeman, es diagnosticado con cirrosis y recibe alimentación por tubo

El presidente checo, Milos Zeman, es diagnosticado con cirrosis y recibe alimentación por tubo

El presidente de la República Checa, Milos Zeman, actualmente se encuentra incapacitado para cumplir con sus deberes a raíz de su estado de salud, que requiere hospitalización.

Así lo estableció un consejo médico, que precisó que el mandatario padece de cirrosis hepática y debe alimentarse con la ayuda de una sonda, según citan medios locales.

Milos Zeman, de 77 años, está internado desde el pasado 10 de octubre y su pronóstico es reservado.