La OTAN activa sus Fuerzas de Respuesta por primera vez en un contexto de ‘defensa colectiva’ ante la operación rusa en Ucrania

La OTAN activa sus Fuerzas de Respuesta por primera vez en un contexto de ‘defensa colectiva’ ante la operación rusa en Ucrania

Este lunes, los 30 altos jefes de Defensa de la OTAN llevaron a cabo una reunión de emergencia de su Comité Militar para considerar la situación en Ucrania.

La OTAN ha adaptado sus fuerzas de reacción rápida, que contabilizan decenas de miles de soldados en la región oriental del bloque militar, al contexto de la operación militar que Rusia adelanta en Ucrania.

«En respuesta a la invasión no provocada e injustificada de Ucrania por parte de Rusia en febrero de 2022, la OTAN ha activado por primera vez elementos de sus Fuerzas de Respuesta (NRF, por sus siglas en inglés) en la función de disuasión y defensa«, se señala en la web de la Alianza Atlántica.

El bloque militar precisa que los aliados «han puesto a disposición de la NRF miles de efectivos adicionales con alta preparación, junto con vehículos blindados, unidades de artillería, buques y aviones, hasta garantizar que sigan teniendo la rapidez y capacidad de respuesta para defender el territorio y la población de la OTAN».

Este lunes, los 30 altos jefes de Defensa de la OTAN llevaron a cabo una reunión de emergencia de su Comité Militar para considerar la situación en Ucrania.

Los representantes condenaron la operación especial rusa, evaluaron la situación militar y humanitaria en Ucrania y abordaron la ayuda que diversos países de la Alianza proporcionan a ese país.

«Nuestros preparativos han sido oportunos y nuestras respuestas rápidas, por lo que nuestro escudo defensivo se mantiene fuerte, listo para proteger y defender a todos los aliados y a nuestra Alianza contra agresiones», declaró el almirante Robert Bauer, presidente del Comité Militar.

El alto oficial señaló que «muchos aliados de la OTAN han ofrecido apoyo militar y ayuda humanitaria a Ucrania», y subrayó que «la coordinación es fundamental».

Las NRF rondan los 40.000 efectivos y están destinadas a cumplir una amplia variedad de tareas: contribuir a la protección de la integridad territorial, realizar demostraciones de fuerza, operaciones de apoyo a la paz, proporcionar ayuda en caso de catástrofes, proteger infraestructuras críticas y llevar a cabo operaciones de seguridad.

La agrupación, que consta de fuerzas de tierra, mar, aire y operaciones especiales, fue reforzada significativamente tras la reincorporación de la península de Crimea a Rusia en 2014.

El pasado jueves, el presidente de Rusia, Vladímir Putin, anunció «una operación militar especial para defender el Donbass». En un mensaje a los ciudadanos rusos, el mandatario detalló que la finalidad de esa medida es «proteger a las personas que han sido objeto de abusos y genocidio por parte del régimen de Kiev durante ocho años». El Ministerio de Defensa de Rusia aseguró que las Fuerzas Armadas rusas apuntan a la infraestructura militar ucraniana y no atacan ni a las tropas que deponen las armas ni a la población civil.