Los países en los que se puede trabajar con cédula colombiana

Los países en los que se puede trabajar con cédula colombiana

En medio de la crisis económica desatada por la pandemia del covid-19 y los desafíos que esto representa para muchos colombianos, algunos optan por buscar oportunidades laborales en el exterior. Sin embargo, frenos legales como la solicitud de visados o permisos específicos para desempeñarse en distintos cargos pueden obstaculizar esta opción.

(Un pueblo de España ofrece casa y trabajo a quienes administren su bar)

Lo cierto es que Colombia cuenta con mecanismos de cooperación migratoria que les permiten a los ciudadanos migrar a ciertos países, no solo para su libre circulación, sino que otorgan la posibilidad de trabajar legalmente y desempeñarse en distintos cargos con miras a un asentamiento temporal o permanente. 

(¿Busca trabajo? Así puede aplicar a ofertas de empleo en Canadá)

Recientemente, se selló un acuerdo de libre circulación, residencia y trabajo entre Bolivia, Colombia, Ecuador y Perú. Esto implica que los ciudadanos de estos países pueden residir, trabajar y circular libremente por los cuatro territorios, según la denominada «decisión 878» impulsada por la Comunidad Andina de Naciones, que establece el Estatuto Migratorio Andino.

La denominada «decisión 878», impulsada por la CAN, abre la puerta a la integración de los 111 millones de habitantes del espacio regional, según señaló el secretario general de la Comunidad Andina de Naciones (CAN), Jorge Hernando Pedraza.

(Así funciona la nueva visa que otorgará Reino Unido a los recién graduados)

Larcomar, en Miraflores, es una de las zonas de encuentro más populares de Lima. 

Foto:

iStock

¿Cómo funciona la nueva normativa?

La nueva normativa tiene tres claves principales: circulación, residencia temporal y residencia permanente.

En cuanto a la circulación, los ciudadanos de la CAN podrán ingresar en calidad de turistas -por espacio de 90 días prorrogables por un periodo igual- a los países miembros solo con presentar un documento nacional de identificación válido y vigente.

En un plazo de 36 meses, los países de la CAN deberán habilitar ventanillas migratorias especiales para el tránsito de sus ciudadanos.

Si en lo que está interesado es en una residencia temporal en algún otro país miembro de la CAN, podrá solicitar su residencia temporal en el consulado del país de destino o directamente en el país de acogida, con independencia de su calidad migratoria. El plazo de la residencia temporal es de dos años, prorrogables por otros dos años más.

Con esta residencia, podrán entrar, salir, circular y permanecer libremente en su país de inmigración, previo cumplimiento de las formalidades previstas.

Podrán también ejercer cualquier actividad por cuenta propia o ajena, en las mismas condiciones que los nacionales del país de recepción.

Los requisitos para acceder a la residencia son: un documento de viaje válido con vigencia de seis meses, un certificado vigente de antecedentes penales, haber pagado las tasas administrativas correspondientes y solicitarlo formalmente.

La plaza Murillo está ubicada en el centro de La Paz.

Foto:

iStock

Para solicitar la residencia permanente, los ciudadanos de la CAN deberán hacerlo 90 días antes del vencimiento de su residencia temporal. Una vez que se obtenga, la residencia será indefinida.

A los documentos aportados para adquirir la residencia temporal, deberán añadir una acreditación de los medios de vida lícitos que permitan su subsistencia y la de su grupo familiar, si es el caso.

La residencia permanente habilita a ejercer cualquier actividad profesional, por cuenta propia o ajena, en igualdad de condiciones que los nacionales del país de recepción. También gozarán de los mismos derechos y libertades civiles, sociales, culturales y económicas.

Otros países que brindan facilidades de trabajo para colombianos

Buenos Aires es, urbanísticamente hablando, una de las grandes capitales del mundo. Aquí, dos de sus emblemas: la 9 de julio y el obelisco.

Foto:

Istock

Argentina no establece restricciones ni cupos en el empleo de extranjeros, en tanto y en cuanto cumplan con las regulaciones establecidas en materia migratoria, es decir, cuenten con un permiso de residencia válido. 

Un trabajador puede desarrollar su actividad bajo dos modalidades: en relación de dependencia o por cuenta propia.

Para iniciar su actividad laboral, cualquier extranjero debe solicitar en la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSeS) un número de CUIL (Código Único de Identificación Laboral). Cabe destacar, que es un proceso sencillo y que aún cuando no se cuente con la cédula de extranjería, se puede obtener un CUIL provisorio con el correspondiente certificado extendido por la Dirección Nacional de Migraciones.

Por su parte, todo aquel que desee iniciar una actividad laboral en forma autónoma o por cuenta propia debe tramitar ante la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) una CUIT (Clave Única de Identificación Tributaria). Además, para realizar trámites y utilizar distintos servicios del Organismo, deberá gestionar una Clave Fiscal.

Brasil es otra de las opciones.

Foto:

Getty Images

Los nacionales del Mercosur que obtienen la residencia en otro Estado Parte están habilitados a trabajar en igualdad de condiciones que los nacionales del país donde haya obtenido la residencia, debiendo cumplir con las reglamentaciones específicas que la legislación laboral establece.

Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay son los Estados Partes. Venezuela se encuentra suspendida, mientras que Bolivia se encuentra en proceso de adhesión. No obstante, Colombia, Chile, Ecuador, Guyana, Perú y Surinam son Estados Asociados, por lo cual cuentan con garantías en este aspecto. 

Los Acuerdos del Mercosur permiten unificar los aportes y cotizaciones realizados a la Seguridad Social de los trabajadores migrantes a efectos de la obtención de los beneficios previsionales.

REDACCIÓN INTERNACIONAL

En otras noticias