Proyecto Géminis: Naturgy separa sus negocios y se divide en dos empresas cotizadas

Proyecto Géminis: Naturgy separa sus negocios y se divide en dos empresas cotizadas

Naturgy ha enviado un hecho relevante a la Comisión Nacional del Mercado de Valores en el que comunica sus planes para dividir la compañía en dos empresas, cada una enfocada en una de sus actividades actuales. En lo que se conoce internamente como Proyecto Géminis, la energética quiere que por un lado haya una compañía dedicada al transporte y distribución de redes de gas y electricidad y, por otro, una firma para todas las actividades enmarcadas en el ámbito de la generación y comercialización de energía.

Si se aprueba el movimiento -aún debe pasar por la Junta de Accionistas, aunque Naturgy espera ejecutar Géminis durante el ejercicio 2022– se crearán dos compañías cotizadas con la misma composición accionarial. Es decir, cada accionista de Naturgy recibirá acciones proporcionales de la nueva empresa, por lo que, sobre el papel, estará bajo el mismo control. Por el momento no hay nombre para la futura firma.

La idea de la compañía es que de este modo cada una de las empresas resultantes puede focalizar sus esfuerzos y especializarse en su actividad. Consideran que esto puede servir para evitar los problemas propios de un gran conglomerado. Desde la firma aseguran que el cambio no afectará a los trabajadores de la empresa. «La estructura organizativa se hará sin ningún tipo de traumatismo», aseguró el presidente de la energética, Francisco Reynés, en una rueda de prensa en la que también apuntó que «casi toda la plantilla trabaja en uno de los dos negocios».

El Proyecto Géminis es una propuesta del Comité de Dirección que aprobó por unanimidad impulsar el Consejo «para potenciar el papel de Naturgy en la transición energética y acelerar así su Plan Estratégico», según se recoge en el documento enviado a la CNMV.

La compañía también destaca que se tratará de «dos grandes grupos energéticos» y que tendrán «perfiles de negocio claramente diferenciado. Ambos grupos, apuntan, tendrán la misma estructura accionarial que hoy, «que por capitalización cada una de ellas se situaría entre las primeras veinte compañías del IBEX».

Uno de los grupos gestionará de forma integrada los negocios que comprenden «el desarrollo de las energías renovables, la cartera de clientes de energía y servicios asociados, el parque de generación convencional que asegura el suministro energético, y la gestión de los mercados mayoristas de energía», desglosa Naturgy.

Su objetivo será disponer de 25 GW de capacidad generación eléctrica instalada en 2025, con una distribución de 14 GW en renovables y 11 GW convencionales. Además, contará con 11 millones de clientes y «una cartera diversificada de aproximadamente 290 TWh de aprovisionamientos de gas», siempre según la compañía.

Mientras, el segundo grupo aglutinará «todos los negocios dedicados a la gestión de infraestructuras reguladas de distribución y transporte de energía». Entre sus activos, Naturgy destaca su presencia en seis países y sus más de 155.000 kilómetros de redes de electricidad, 135.000 kilómetros de redes de gas y 16 millones de puntos de conexión.

Aún se desconoce el valor que tendrá cada una de las compañías resultantes de este Proyecto Géminis, ya que Naturgy tendrá que separar su capital, su deuda y su estructura.

La firma también ha comunicado a la CNMV una serie de cambios en la composición de sus órganos de gobierno y la celebración de su Junta General Ordinaria, que tendrá lugar el 15 de marzo.

Los cambios llegan tras la renuncia de dos consejeros independientes. El número de miembros se mantiene en 12, incluido el presidente ejecutivo, que se distribuirán en tres para Criteria (el principal accionista de Naturgy, con un 27%, que hasta el momento tenía dos), uno de IFM, dos tanto para CVC como para GIP (tienen el 21%) y tres independientes (antes tenían cinco).

El movimiento llega con el fondo australiano IFM ya dentro de Naturgy. Según Reynés, «IFM no ha tenido nada que ver en esta historia», aunque sí se mostró de acuerdo con la división.