Renuncia el rector de la Universidad Estatal de California acusado de inacción ante las denuncias de abuso sexual contra un administrador

Renuncia el rector de la Universidad Estatal de California acusado de inacción ante las denuncias de abuso sexual contra un administrador

Tras un escándalo de abuso, Joseph Castro optó por resolver el asunto con un acuerdo de conciliación en el que al administrador recibió un pago de 260.000 dólares y, una carta de recomendación.

El rector de la Universidad Estatal de California (CSU, por sus siglas en inglés), Joseph Castro, dimitió este jueves luego de ser acusado de no haber actuado debidamente ante las denuncias de abuso sexual contra un administrador de la institución educativa.

«Aunque no estoy de acuerdo con muchos aspectos de los recientes informes de los medios de comunicación y los comentarios posteriores, me ha quedado claro que renunciar en este momento es necesario para que la CSU pueda mantener su enfoque en su misión educativa y en el impactante trabajo que queda por hacer», declaró Castro, citado en un comunicado de la universidad.

La dimisión se produjo dos semanas después de que una investigación de USA Today revelara que el exrector no había respondido a las denuncias de acoso sexual, intimidación y represalias contra Frank Lamas, quien desempeñaba como vicepresidente de asuntos estudiantiles.

La investigación del periódico provocó una protesta generalizada por parte de estudiantes, profesores y personal, así como de legisladores, que pidieron la renuncia de Castro ante su inacción en el caso.

Pese a la docena de denuncias de acoso sexual contra el administrador que la institución recibió en seis años, el exrector se negó repetidamente a ordenar medidas disciplinarias. En 2019, una estudiante de doctorado presentó una queja formal en la que acusaba a Lamas de tocarle en numerosas ocasiones sin su consentimiento, además de insinuarle que la ayudaría a ascender a cambio de favores de carácter sexual.

Un bufete de abogados externo contratado para investigar el caso encontró a Lamas responsable de acosar a la mujer. No obstante, en lugar de tomar medidas enérgicas, Castro optó por resolver el asunto con un acuerdo de conciliación en el que Lamas recibió un pago de 260.000 dólares y una carta de recomendación a cambio de no volver a trabajar en la CSU.