Venezuela: ¿Cuánto vale una casa y por qué es más barata que un carro?

Venezuela: ¿Cuánto vale una casa y por qué es más barata que un carro?

La migración venezolana tuvo su efecto en el costo de la finca raíz en el país vecino, pues muchas de las personas que salieron del país vendieron sus propiedades a precios mucho más bajos de su valor. Es algo que viene ocurriendo desde hace años, de hecho, así lo registró un informe de La Nación, de Argentina, titulado ‘En Venezuela las propiedades son una ganga’.

Dicho informe comienza planteando que nadie podría resistirse a adquirir una casa paradisíaca frente a la playa que costara solo 40.000 dólares (unos 163.322.800 pesos colombianos, en conversión del 11 de mayo de 2022), pero pocos se animan a hacerlo si el inmueble está ubicado en Venezuela. 

Sin embargo hay quienes hacen este tipo de compras, porque ven la oportunidad de inversión donde otros están perdiendo dinero. Según un agente inmobiliario citado por el medio argentino: «Quien toma la decisión de emigrar ‘regala’ su propiedad, tal vez en 10 mil dólares», de un inmueble que en su precio real más bajo estaría por 80.000 dólares. Y es lo que han hecho cerca de 4 millones de venezolanos que han salido de su país desde el 2017 en adelante. 

Aún así, no ha dejado de ser atractivo para algunos adquirir estos bienes. Grupos de amigos desde el extranjero juntan de a 10 mil dólares para comprar una casa sobre la playa. O personas acaudaladas empiezan a comprar a precios regalados. El agente inmobiliario menciona el caso de musulmanes que han comprado hectáreas de terreno que amurallan y proveen de planta energética y pozos de agua. 

Mencionan predios de precios equivalentes a 81 millones de pesos colombianos -lo que nos costaría un carro de alta gama- en lugares como Margarita, Lechería y Morrocoy. Para ser más gráfico, el inmobiliario indica que un apartamento de 100 metros cuadrados, con dos habitaciones y tres baños puede costar lo mismo que una «cochera» en Argentina. 

A esto se le suman los costos de mantenimiento, que también son bajos y que han llevado a europeos y otras personas a invertir. La administración mensual de un condominio puede estar entre 2 y 10 dólares (entre 8.166 y 40.830 pesos colombianos). El personal de una casa puede cobrar unos 20 dólares (81.000 pesos). 

El revés del tema está en que cualquier reparación tiene un costo elevado y cada vez pagan menos por estas propiedades. Así que estas compras, según un experto citado, Darwin Torrealba -inmigrante venezolano en Estados Unidos- son para quien está dispuesto a esperar. «Allí no sabemos si el cambio vendrá en tres, quince o treinta años. Ese es el riesgo», explicó.

Uno de los inversores más mediáticos ha sido el youtuber mexicano Luisito Comunica, que compró por 20.000 dólares una casa en ese país.

REDACCIÓN EL TIEMPO
@ELTIEMPO